¿Cuáles son las evidencias científicas de Dios?

1361

—Si Dios es la explicación más probable en cuanto a nuestro universo y nuestro planeta —le pregunté a Michael G. Strauss, profesor de física— ¿qué podemos deducir lógicamente acerca de él a partir de las evidencias científicas?

—Varias cosas. La primera —dijo agarrándose un dedo mientras iba pasando por cada uno de los puntos—, que Dios debe ser trascendente, porque existe aparte de su creación. La segunda, que debe ser inmaterial o espiritual, puesto que existía antes del mundo físico. La tercera, que debe ser atemporal o eterno, puesto que existía antes que fuera creado el tiempo físico. La cuarta, que debe ser poderoso, dada la inmensa energía del Big Bang. La quinta, que debe ser inteligente, dado el hecho de que el Big Bang no fue un acontecimiento caótico, sino que fue delicadamente calibrado de una forma magistral. La sexta, que debe ser personal, puesto que tuvo que tomar la decisión de crear. La séptima, que debe ser creativo; es decir, basta con que mires las maravillas del universo. Y la octava, que debe ser solícito, porque fabricó de una manera tan deliberada un hábitat para nosotros.